Análisis táctico: Así jugó el Barcelona en el debut de Xavi Hernández

El conjunto azulgrana con gol de penal de Memphis Depay, consiguió un triunfo importante para romper la dinámica negativa

Análisis táctico: Así jugó el Barcelona en el debut de Xavi Hernández Análisis táctico: Así jugó el Barcelona en el debut de Xavi Hernández

El FC Barcelona derrotó 1-0 al RCD Espanyol en una nueva partido de LaLiga, que significó el debut de Xavi Hernández como entrenador del primer equipo del conjunto azulgrana.

El conjunto azulgrana con gol de penal de Memphis Depay, consiguió un triunfo importante para romper la dinámica negativa y comenzar con el pie derecho el proyecto de su nuevo entrenador.

Pese a que solo fue un partido, es momento de poner la lupa en los rasgos tácticos que más llamaron la atención del FC Barcelona con Xavi como entrenador que, sin mucho tiempo de trabajo, ha comenzado a introducir variantes diferentes a las que mostró Ronald Koeman en su etapa en el club.

Primeros rasgos tácticos del FC Barcelona de Xavi

-Organización con pelota en 3-1-4-2 con Gavi cerca de Depay y Sergio Busquets por delante de la línea de tres.

-Óscar Mingueza tercer central: El canterano jugaba como tercer central en salida junto a Eric García y Gerard Piqué. Ofreció más seguridad tras perdido y un pase más para romper el bloque defensivo rival.

-Ilias y Jodi Alba en zona de amplitud: Los dos nombres antes mencionados se ubicaban en banda para ofrecer amplitud y profundidad. Son os que abrían el bloque rival para que los interiores rompieran.

-Movimientos por delante de la línea de la pelota: Los interiores más los carrileros y Memphis Depay ofrecieron muchos desmarques y rupturas para ofrecer líneas de pase a los que ocupaban la línea de pase.

-Nico González y Frenkie de Jong como interiores adelantados en fase de posesión. Ambos muy agresivos con sus movimientos para recibir abajo o para romper en el espacio que se generan en la defensa rival. Más como mediapuntas que como interiores, aunque les costó mucho a la hora de recibir espaldas y girar. Ofrecían profundidad en el carril interior.

-Presión alta en los reinicios de juego rival con Nico saltando por el mediocentro rival. Organización en 4-2-3-1 en dicha fase del juego.

-Presión tras pérdida en campo rival para atacar lo más rápido posible.

-Repliegue agresivo para formar una última línea bastante sólida sin pelota. Cuando el Espanyol avanzaba, el conjunto azulgrana marcaban al hombre a los laterales rivales y bajaban para formar una especie de línea de seis en el fondo.

Últimas noticias

Comentarios recientes