Camavinga enamora a Ancelotti y al Bernabéu como mediocentro

El volante francés debutó como titular en el Real Madrid y le demostró a Carlo Ancelotti que puede ser el reemplazante ideal de Casemiro.

Camavinga enamora a Ancelotti  y al Bernabéu como mediocentro Camavinga enamora a Ancelotti y al Bernabéu como mediocentro

Eduardo Camavinga cayó de pie en la capital española. Pese a las dudas que dejaba su llegada después de una campaña a un nivel muy bajo en Francia, el mediocampista ha demostrado que es un futbolista muy útil para el actual Real Madrid. Y Carlo Ancelotti está muy feliz con su rendimiento, tanto como interior más suelto para pisar diferentes zonas del terreno de juego como de mediocentro, donde ha firmado una tremenda exhibición.

El joven francés fue uno de los mejores jugadores del triunfo ante el Mallorca por 6-1 en el Santiago Bernabéu, pasando un poco desapercibido por un nuevo recital de Karim Benzema.

Una noche importante para el Real Madrid

Jugó como mediocentro posicional dentro del 4-3-3 del entrenador italiano con Federico Valverde como interior izquierdo y Marco Asensio como interior derecho, pero con mucha libertad para aparecer como mediapunta, desplegando un juego sencillo y que le ofreció mucha velocidad a la circulación de la pelota.

Eduardo Camavinga tuvo un encuentro muy seguro desde el pase con un 92% de efectividad (34 de 37 pases precisos) y siendo la pieza que le ofrecía a los centrales un pase por detrás de la línea de presión rival. David Alaba era quien tomaba más riesgos desde el pase, pero el francés también ofreció agresividad en ese primer escalón de la construcción.

Sin la pelota tuvo un rol mucho más agresivo, presionando al mediocentro rival para neutralizar la salida de la pelota del Mallorca de Luis García. No tuvo muchos problemas en este sentido, aunque hay que remarcar que dejó su zona muy libre en el gol de Kang In Lee.

El único “pero” de su posicionamiento como mediocentro posicional es que es un futbolista que le gusta defender más hacía delante que para atrás, por lo que tiende a dejar mucho su zona y pueden hacerle mucho daño a la estructura del Real Madrid.

Más allá del rival y que dejó ciertas dudas sin pelota, el partido de Camavinga enamoró a Carlo Ancelotti y lo convenció de que tiene en plantilla a un futbolista capaz de suplir a Carlos Henrique Casemiro en momentos puntuales de la temporada. Ofrece soluciones y variantes diferentes que el brasileño, pero que le pueden sumar mucho al equipo de car a su crecimiento. Una noche importante para el Real Madrid.

Últimas noticias

Comentarios recientes