La desgracia del nuevo fichaje de Osasuna

El medio centro estaba siendo clave para Enrique Martín

Didier Digard vio su llegada como cedido al CA Osasuna como la oportunidad que esperaba para triunfar en España. Tras ser descartado por Gustavo Poyet para jugar en el Real Betis Balompié, que fue quien le fichó del OGC Niza durante el verano de 2015, el veterano centrocampista francés consideró su llegada a Pamplona como la definitiva para brillar. Sin embargo, el medio centro francés no ha parado de encadenar contratiempos desde su presentación como jugador rojillo. El último, más grave, imposible.

Digard, que cayó lesionado durante el encuentro ante el Athletic Club, sufre una rotura total del ligamento cruzado anterior de su rodilla derecha, tal y como ha comunicado Osasuna tras hacerle las pruebas pertinentes. El jugador, que será intervenido quirúrgicamente, estará de baja entre 6 y 8 meses por lo que, muy seguramente, no volverá a jugar en la presente campaña.

Sin embargo, el de hoy no es el primer percance que sufre el centrocampista de 30 años desde su llegada a Navarra. Ya como rojillo, Digard no pudo jugar ninguno de los primeros 5 partidos consecuencia de una lesión muscular. Una vez recuperado, el medio centro galo estaba siendo clave para Enrique Martín, que le había alineado de titular en los tres últimos encuentros.

Noticias Relacionadas

LA APUESTA del día

Celta de Vigo y Barcelona se citarán mañana, en otro encuentro de LaLiga Santander

Últimas noticias

Comentarios recientes