El silencioso éxito del Espanyol de Rubi

OPINIÓN - Sufrir como Celta y Villarreal, incluso descender de categoría como Zaragoza, Deportivo de la Coruña y Málaga, son pesadillas que el Espanyol está apartando con unos recursos muy limitados

Rubi, en su presentación con el Espanyol / twitter. Rubi, en su presentación con el Espanyol / twitter.

El RCD Espanyol respira con alivio tras unos meses de cierto nerviosismo en el entorno del club. Rubi, criticado habitualmente por una corriente de opinión autodestructiva que sobrevalora el nivel de la plantilla, ha consolidado un bloque anímicamente inestable.

El Espanyol se ha recuperado de las promesas vacías de Chen Yansheng y de bajas notables como las de Gerard Moreno, Pau López y Aarón Martín. También ha superado las valoraciones negativas de quienes exigen al equipo la gloria alcanzada con futbolistas de mayor talento y en épocas en las que no existía la actual brecha económica del fútbol español.

Rubi, un técnico con vocación ofensiva, siempre abierto a los jóvenes y el talento, marca la hoja de ruta que necesita seguir el Espanyol en tiempos de precariedad económica. Porque disputar competiciones europeas no es un sueño imposible, pero sufrir como Celta y Villarreal, incluso descender de categoría como Zaragoza, Deportivo de la Coruña y Málaga, son pesadillas más cercanas y reales que el Espanyol está apartando con unos recursos muy limitados.

Noticias Relacionadas

Últimas noticias

Comentarios recientes