Jugadores jóvenes que necesitan salir del Real Madrid

El equipo filial del Real Madrid volverá a competir en Segunda B la próxima temporada. Al menos cuatro jugadores necesitan salir del club para crecer en un equipo de categoría superior

El Real Madrid Castilla no ha logrado el ascenso a la Segunda División española. El filial del Real Madrid volverá a competir la próxima temporada en la Segunda División B, un hecho que afectará a jóvenes jugadores con proyección como Borja Mayoral, Martin Odegaard, Mariano y Marcos Llorente.

Todos ellos necesitan crecer deportivamente en un equipo de categoría superior, siendo una cesión la opción más factible e interesante tanto para el Real Madrid como para los clubes interesados en su contratación.

Borja Mayoral, delantero de 19 años, irrumpió en el primer equipo poco después de la llegada de Zinedine Zidane. Las lesiones de algunos delanteros titulares le concedieron oportunidades, pero Mayoral regresó al filial cuando se restableció la normalidad. Su situación sería similar la próxima temporada, salvo que Jesé se marche del equipo y el club no fiche a otro delantero.

El estancamiento de Martin Odegaard durante esta temporada ha sido evidente. El centrocampista noruego, de 17 años, ha llegado a perder la condición de titular en el equipo filial. Su juventud le concede un gran margen de progresión, pero Odegaard necesita alejarse de la comodidad del filial y madurar la próxima temporada en una categoría superior que posiblemente sea más acorde a su forma de entender el fútbol.

Mariano Díaz cumplirá 23 años en agosto. El delantero dominicano ha mostrado una sobresaliente capacidad goleadora en el Castilla. Su edad y su progresión hacen necesario el salto a una categoría superior. Sólo una decidida apuesta de Zidane por Mariano le concedería un sitio en el primer equipo, aunque en principio, sus opciones de competir serían muy escasas.

Marcos Llorente, centrocampista de 21 años, ha crecido paulatinamente en las categorías inferiores del Real Madrid, llegando a debutar con el primer equipo en competición oficial. Su edad desaconseja otra temporada en Segunda B, mientras la plantilla del primer equipo apenas le deja resquicios para irrumpir en los planes de Zidane, especialmente si club ficha a otro futbolista de primer nivel en el centro del campo.

Sin duda, el Real Madrid y sus mejores jugadores del filial necesitan una separación temporal que favorezca los intereses de ambos a largo plazo.

Últimas noticias

Comentarios recientes